9 razones para actualizar la identidad corporativa de tu marca

Un cambio completo en la imagen de marca siempre es una tarea desafiante y vertiginosa a estudiar. Pero no importa cuánto trabajo, tiempo, esfuerzo y dinero implica, a veces este intimidante proceso no puede posponerse más. Resaltaremos cuáles son las situaciones que pueden iniciar el próximo maquillaje de la imagen de su empresa:

1. Tu imagen de marca necesita un refresh.

Para empezar, la necesidad de novedad suele ser la principal razón detrás de un reajuste de identidad corporativa. ¿Pero, en qué plazo se planifica y cada cuanto debería una empresa considerar un renuevo de su imagen? De hecho, en media las empresas actualizan su identidad de marca cada siete o diez años. Si ve que no se ha realizado ninguna actualización de imagen en muchos años, puede que deba tenerlo en cuenta. La ventana de siete a diez años varía según su sector y competencia. Así que tenga en cuenta lo que sucede en su sector y sea rápido en reaccionar si es necesario.

2. Adquisiciones corporativas.

Esa es también una de las principales causas de la actualización de una marca, y una de las más obvias. Es más, la unión entre dos firmas trae naturalmente un cambio en la imagen y la identidad. Es por ello que en estas situaciones particulares, no solo la empresa en su conjunto tiene la oportunidad de mejorar las imágenes de marca, sino que también es una necesidad total, si no es un requisito legal. Lo mismo aplica en el caso de una desunión entre dos entidades corporativas.

3. Cambios de liderazgo.

Otra razón para el reajuste de la imagen de marca es la introducción de un nuevo CEO o ejecutivos. Es a menudo un período de gran cambio y una gran oportunidad para que las empresas actualicen su legado. Por lo tanto es un buen momento para cambiar los rasgos de su identidad. 

4. Hitos. Aniversarios.

Seguidamente, veamos el ejemplo del fabricante alemán de maletas RIMOWA. Es una compañía que acaba de celebrar sus 120 años de existencia con un completo cambio de imagen.

No es raro que las empresas aprovechen un nuevo hito para ver posibles mejoras de imagen. Es más, ¿Por qué no hacer lo mismo y usar su próximo aniversario para ver las posibilidades de actualización?

5. Vientos de cambio.

Si sigue de cerca su sector, ya sabe cuán rápido su competencia y audiencia objetivo tiende a adoptar nuevos estándares. Si tiene la sensación de que está entrando en un período de cambio cultural dentro de su industria, integre astutamente un comité de identidad corporativa dentro de su departamento de marketing. Le puede dar la facultad de informar ocasiones para adaptar su imagen a los cambios actuales en el mercado. Algunos ejemplos de sectores y categorías que cambian rápidamente de imagen en los que esta táctica ofrece grandes ganancias: distribución de alimentos, electrónica de consumo, impresión, cosméticos.

Nos guste o no, los tiempos cambian y los mercados cambian con ellos. Es por ello que adaptar sus imágenes visuales de la identidad corporativa le ayudará a darle impulso a su marca. Esto último puede ayudar a impulsar a su empresa hacia el futuro cambiante de su industria.

6. Mala reputación.

Todo el mundo sabe el viejo refrán «Nadie es perfecto». Por mucho que nos aferramos a él como dispositivo para salvar vidas en tiempos difíciles, no funciona en un negocio. Es más, cuando el drama golpea su marca, no se puede esperar el perdón de la audiencia y el olvido. En esta situación, es necesario avanzar velozmente e intentar una renovación completa. Por lo tanto, después de un momento de crisis, los cambios internos suelen ser los primeros en implementarse. Sean nueva gama de productos, nueva estrategia o incluso personal o líderes nuevos… Pero eso no es suficiente, por desgracia. Así que ahora es el momento de cambiar de piel para indicarle al público que se ha declarado culpable de sus fallas, pero que ha llegado un nuevo amanecer para la marca.

Por ejemplo, face-lifts famosos y exitosos después de la crisis: McDonald’s, Nike, Kobe Bryant.

7. Imagen aburrida.

Esto podría parecer subjetivo, pero es la razón principal por la que una empresa debería actualizar su identidad corporativa. A veces no hay forma de evitar el hecho de que su marca se ha vuelto aburrida y olvidable. Fuera con lo viejo y que venga lo nuevo, como dice el refrán. Por lo tanto, cambiar de marca puede darle un nuevo impulso a su compañía, ayuda a retener clientes existentes y también a obtener clientes nuevos. ¿No está seguro de cómo le va a los ojos de su consumidor? Entonces, no pierda más tiempo y póngase en contacto con un especialista en identidad corporativa como nosotros para obtener una evaluación completa de la imagen y un plan de acción.

8. Para adaptarse a la demografía emergente y nuevas generaciones.

Cuanto más antigua es una empresa, mayor es la posibilidad de que se perciba como «obsoleta». Es una cuestión generacional y, a veces, una marca simplemente necesita adaptarse a los cambios en la demografía. Eso comienza con la identificación y el perfil del nuevo objetivo y la adaptación a su estándar y hábitos. En los EE. UU., Target fue un ejemplo perfecto de ese tipo de movimiento. La imagen de la cadena de hipermercados era la de una tienda de descuentos de gama baja. Pero, al ver la aparición de Walmart, Target entró en un frenesí de cambio de marca. Comenzaron por el lanzamiento de alianzas con influencers. De este modo, luego firmaron acuerdos exclusivos con diseñadores como Isaac Mizrahi, Mossimo Giannulli y Michael Graves y rediseñaron sus logotipos y material de comunicación corporativa. Ahora, adivine dónde las generaciónes más jóvenes prefieren comprar en los EE. UU…

9. Expansión del mercado interno.

Por útimo, dependiendo de la industria, una empresa puede asociarse con una región geográfica específica y eso podría beneficiar para la marca. Piense en las cervezas belgas o en los vinos tintos franceses por ejemplo, ciertamente no es necesario que adapten sus estilos y la comunicación a sus mercados de exportación: es precisamente eso lo que los hace demandados, al igual que el producto mismo. Dicho esto, ese enfoque tradicionalista local de la identidad del producto no funciona en muchos sectores distintos de los alimentos. Por ejemplo, un minorista europeo de ropa debe adaptar mejor su lenguaje visual e identidad antes de comenzar a ingresar, digamos, en el mercado japonés.

En conclusión, obviamente hay más puntos de inflexión en la vida de una empresa o producto cuando se puede volver a visitar la imagen de marca. Pero como regla tenga en cuenta una cosa: en lo que respecta a la identidad corporativa, la única constante es el cambio. Es por ello que debe mantener un ojo abierto en todo momento, detectar continuamente las oportunidades para mejorar su imagen y nunca tener miedo de decirle “sí” a una actualización completa de la identidad corporativa en caso de que golpee uno de esos puntos de inflexión.

17 de mayo de 2018 | Identidad Corporativa
2020 A view of the future from c-level by Little Buddha ES

Tweets recientes:

Síguenos en Facebook:

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros que sirven para una mejor accesibilidad y visualización del contenido, para mejorar nuestros servicios y para la recogida de estadísticas sobre tus hábitos de navegación. Si estás de acuerdo pulsa aceptar o sigue navegando.
Si deseas más información pulsa en POLITICA DE COOKIES.